NUESTRA FE

Nuestra Confesión de Fe

La Biblia: Creemos que la biblia es un conjunto de libros (griego biblia, libros) cuya primera parte (Antiguo Testamento) es común a judíos y cristianos, y segunda parte Nuevo Testamento. Creemos que fue inspirada por Dios y son la revelación de Dios al hombre, la regla infalible y autoritativa de fe y conducta (1 Tés. 2:13 2 Ti. 3; 15-17; 2 P. 1:21) De todos los libros que la humanidad ha conocido, ninguno ha ejercido tanta influencia como la biblia. El primer libro editado en la imprenta fue la biblia, marcando así el paso a la era moderna.

La Creación: Confesamos creer que Dios creó el mundo de la nada. Antes de que Dios empezara a crear el universo, no existía nada excepto Dios mismo (Génesis 1:1 Sal. 33:6-9; Jn 1:3 Hch 17:24; He 11:3; Col. 1:16)

La Trinidad: Creemos que Dios existe eternamente en tres personas: Padre, Hijo y Espíritu Santo, y cada persona es plenamente Dios y hay solo un Dios. La palabra Trinidad quiere decir «triunidad», o tres en uno. Esto está tanto en el nuevo como en el viejo testamento (Génesis1:26; 3:22; Isaías 6:8; 63:10; Sal 101:1; Mt22:41-46; 28:19; 1 Co. 12:4-6; 2 Co. 13:14; Ef. 4:4-6; 1 P1:2)

La divinidad de Jesucristo: Creemos que Jesucristo es él Hijo Eterno de Dios. Juan 1:18 expresa su deidad de una manera muy explícita: «A Dios nadie le vio jamás; el unigénito Hijo, que está en el seno del Padre, él le ha dado a conocer. Jesús mismo reconoció su deidad cuando dijo: «El que me ha visto a mí ha visto al Padre (Juan 14:9) La deidad de Jesucristo incluye su coexistencia eterna con el Padre y con el Espíritu Santo (Juan 1:1)

La Caída Del Hombre: Creemos que el hombre fue creado bueno y justo. Dios dijo: «Hagamos al hombre a nuestra imagen, conforme a nuestra semejanza» (Génesis 1:26) Pero el hombre cayó por transgresión voluntaria y de este modo se acarreó, no solo la muerte física, sino también la muerte espiritual, que es separación eterna de Dios (Génesis 1:26-27; 2:17; 3:6; Romanos 5:12-19)

La Salvación Del Hombre: Creemos que la única esperanza de redención del hombre se hace realidad por medio de la sangre que derramó Jesucristo en la cruz. Creemos que La condición para la salvación se recibe por medio del arrepentimiento para con Dios y la fe en el Señor Jesucristo, por el lavamiento de la regeneración y por la renovación en el Espíritu Santo, y justificado por gracia por medio de la fe, el hombre viene a ser heredero de Dios conforme a la esperanza de la vida eterna (Lucas 24:47; Juan 3:3; Ro. 10:13-15; Ef. 2:8; Ti 2:11; 3:5-7) creemos que La prueba de la salvación consiste en el testimonio inequívoco del Espíritu (Ro. 8:16) y la prueba externa para todos, en una vida de justicia y santidad (Ef. 4:24; Ti 2:12).

El Bautismo En El Espíritu Santo: Creemos que el bautismo en el Espíritu Santo era la experiencia normal de todos los creyentes de la iglesia primitiva. Y que debe ser la experiencia de cada creyente hoy. Junto con el viene una investidura de poder para la vida y el servicio cristiano, la concesión de dones y el uso de ellos en la obra del ministerio (Lc. 24:49; Hec. 1:4, 8; 1Co. 112:1-31) con el bautismo en el Espíritu Santo se experimenta también la plenitud rebosante del Espíritu (Juan 7:37-39; Hec. 4:8), una reverencia más profunda a Dios (Hec. 2:43; He. 12:28) Una dedicación más intensa a Dios y su obra (Hec. 2:42) y un amor ferviente a Cristo, su palabra, y los perdidos (Mr. 16:20).

La Regeneración: Creemos que la regeneración es un acto secreto de Dios en el que nos imparte nueva vida espiritual. A veces esto es llamado «Nacer de Nuevo» creemos que en la regeneración se produce en la vida de las personas por la intervención de Dios el Padre, y El Espíritu Santo (Juan 3:8 Ef. 2:5; Col. 2:13; Stg 1:17-18; 1 P 1:3).

La Santificación: Creemos que la santificación es una obra progresiva de Dios y el hombre que nos hace más y más libre del pecado y más semejante a Cristo en nuestra vida (Ro. 8:29) Esta viene en etapas en un proceso que continua toda la vida.

La Resurrección y Ascensión: Creemos en la resurrección y ascensión de Cristo que hay evidencia de ello en todo el nuevo testamento. Los evangelios contienen abundantes testimonios de la resurrección de Cristo (Mt 28:1-20; Mr. 16:1-8; Lc 24:1-53; Jn 20:1-21:25)

El Juicio Final y El Castigo Eterno: Creemos que habrá un gran juicio final de todos los incrédulos en el que Jesucristo será el juez, y que juzgará a vivos y muertos (Hch. 10:42 Mt 25:32-33) Este derecho a actuar como juez sobre todo el universo es algo que el Padre le ha dado al Hijo (Jn 5:26-27).

El Bautismo En Agua: Creemos que el bautismo es administrado apropiadamente sólo a los que hacen una creíble confesión de fe en Jesucristo, y que esta es una ordenanza establecida por el dueño y legislador de la iglesia él Señor Jesucristo (Mt 28:19) El bautismo cristiano es la identificación con Cristo en la esfera de su autoridad y señorío.

La Resurrección De Los Muertos: Creemos en la resurrección de los muertos han dormido tanto de conversos como inconversos. Los que han muerto en Cristo juntos con los que estén vivos hasta la venida del Señor se levantaran y serán arrebatados y sus cuerpos transformados en un abrir y cerrar de ojos (1 Tés. 3:13-17; 1 Tés. 4:16-17; Ti 2:13; 1 Co. 15:51-52) Los que han muerto sin Cristo pasaran toda la eternidad excluido de la presencia de Dios en un estado de condenación. Estos resucitaran en la segunda resurrección.

La Sanidad Divina: Creemos que la sanidad divina es parte integral del evangelio. En la expiación se han proporcionado los medios para la liberación de las enfermedades, y esto es el privilegio de todos los creyentes (Isaías 53:4-5; Mt 8:16-17; Stg 5:14-16).

Fe: Confesamos creer que fe es la seguridad de las realidades que se esperan, es el título de propiedad de las cosas que se esperan, la prueba convincente de lo que no se ve, aunque algo no se ve pero se tiene una convicción de que eso llegará (He. 11:1).

El Reino Milenial: Creemos que la segunda venida de Cristo incluye el arrebatamiento de los santos, seguida por el regreso visible de Cristo con sus santos para reinar mil años sobre la tierra (Zac. 14:5; Mt 24:27, 30; Apoca. 1:7; 19:11-14; 20:1-6) Este reino milenial traerá la salvación a la nación de Israel (Ez. 37:21-22; Sof. 3:19-20 Ro. 11:26-27) Y el establecimiento de la paz universal (Sa.72:3-8; Is. 11:6-9; Mi 4:3-4).

Los Cielos Nuevos y La Tierra Nueva: Creemos que habrá cielos nuevos y tierra nueva en los cuales reina la paz. «Nosotros esperamos, según sus promesas, cielos nuevos, y tierra, en los cuales mora la justicia» (2 P 3:13; Apoca 21:22).

Leave a Reply

Your email address will not be published.